Un año después de presentar en el certamen suizo Ser e voltar, Baño acudió nuevamente a la cita cinéfila de Locarno con la fascinante Eco, un trabajo sobre el cruce de caminos entre la memoria personal y la histórica. Construido con sensibilidad y rigor a partir de la lectura de los diarios de un mujer por parte de su hijo y la pareja de este, el film se erige en un reflexión sobre la fuerza testimonial de la voz y la escritura. Utilizando el espacio vacío (y un cierto distanciamiento formal) como caja de resonancia del drama que revelan los diarios, Eco va deshojando sus secretos con delicadeza, a medio camino entre la ficción y la realidad, entre la pieza de cámara y el ensayo. MY

[Link Otroscines]